Con mi nueva tecnología

Y no hablo de móvil, ni tablet, ni nada parecido a lo que se os pueda pasar por la cabeza, porque para mi NUEVA TECNOLOGÍA, ¡es mi nueva máquinas de coser!

Os parecerá como “tontería”, pero, no sabéis lo futurista que es esto para mi, jajajajaja.

Vamos a ver, hay que decir que cuando comencé a coser, lo hice con la máquina de coser de mi abuela, que, con la pasta que se dejó mi madre en ella para adecentarla tras años de uso, podíamos haber comprado una nueva.

La máquina de mi abuela

Pero no nos arrepentimos en absoluto, porque esas máquinas son para toda la vida, de las mecánicas de pie de hierro.

Son robustas, fuertes, con carácter…y, aunque ahora tenga una nueva, nunca jamás me desharé de la de mi abuela, porque, primero, tiene un valor sentimental importante (no olvidaré la cara de mi abuela cuando me vio mi primera creación hecha con su máquina, ni el día en que vio la máquina recuperada…no se puede explicar); segundo, como ya os he dicho, es algo que tendré para siempre porque sé que durará y durará y algo muy malo tendrá que pasar para que no funcione; tercero, me parece una máquina preciosa, esas formas, ese color verde antigüo tan intenso a pesar de los años, …ese toque, no sé si llamarlo retro o no, que me enamora.

Pero, por unas cosas u otras he tenido que dejar dicha máquina en casa de mis padres y comenzó la temporada de mirar y remirar y re-que-te-mirar máquinas de coser aquí y allá, porque, otra cosa no, pero máquina de coser tengo que tener. No sé cuánto tiempo estuve con la idea de una, luego cambié, volví a cambiar y me quedé con la opción segunda o tercera haciendo listas y listas con los nombres de las mismas (que me pregunto yo, ¿por qué no les pondrán un solo nombre y un solo número a las máquinas?, es mucho más fácil de recordar!).

Y finalmente he comprado la SINGER CONFIDENCE 7463. Llevo con ella cosa de dos mesitos escasos. Ya llevo 3 agujas rotas, porque yo lo flipo mucho cuando me pongo a ello, y pienso que es un super-maquinón que puede con todo (como me pasaba con la otra)…y por si os interesa, os dejo mi opinión de ella (aunque he de destacar la escasa experiencia que tengo con ella).

Ya sabía que las máquina eléctricas son más sensibles, que hay que limpiarlas bien y, en general, son más finas. Pero por otra parte, estoy encantada con lo sencillo que es coser con ellas. Todo es más fácil: enhebrado, posición de la canilla (en mi caso es horizontal), luz, ancho y largo de puntada , tipos de puntadas (antes sólo tenía recta y zig-zag), cosen precioso…

Puntadas

En concreto yo compré ésta con la obsesión de su arrastre y potencia. Me daba igual que tuviera 20 que 50 puntadas, porque sé que no las iba a usar todas y que casi siempre una se limita a usar las mismas. Es más, por lo que me chivaron, muchas de las máquina con peores características mecánicas y eléctricas, suelen ofrecer más tipos de puntada y detalles varios para, de alguna manera, compensar y poner así un precio razonable.

Finalmente la máquina tira bien. Hay que ayudar al vaquero un pelín, pero, desde luego, no hay punto de comparación con la máquina antigua. Casi, por así decirlo, cose sola, y he notado una gran diferencia de facilidad en el trabajo con ella. No sabéis lo ilusionada que estaba sólo con probar a coser prendas tubulares: ejemplo el bajo de un pantalón…Esto tan sencillo se me hacía complicadísimo con la de mi abuela ya que la prenda la tenía que retorcer para asegurarme de no coser la parte trasera. O también, ver cómo funcionaba la doble altura del prensatelas…

Prensatelas

Vamos, os parecerá las cosas más normales del mundo, pero para mi era una odisea!

Si os digo la verdad, no me quería dejar mucha pasta y por eso tardé lo suyo en decidirme…pero creo, que la relación calidad-precio está más que lograda.

Otro detalle es que, finalmente, la compré por internet (Amazon), porque esta misma máquina en las tiendas locales de mi ciudad, o en algunas tiendas españolas que venden online, costaban, sin exagerar, entre 100 y 200 euros más. Sí es cierto, que me quise enterar bien cómo iba la garantía para no encontrarme un año después con la máquina en casa sin saber a dónde ir o qué hacer si ésta se me estropeaba (y más con esa locura que me entra a mi cuando coso a máquina).

Así que, si eres de esas que se come la cabeza porque no sabe qué comprar…yo, que tengo una experiencia limitadísima, sólo te diría una cosa, NO COMPRES MÁQUINAS PARA PRINCIPIANTES, que cuando te des cuenta, necesitarás que la máquina te de más. Mira, busca, rebusca, y asegúrate que es una máquina que te pueda servir por mucho tiempo (aunque esto ya sé que no es fácil).

En España creo que hay cierta cultura de costura, pero, también es cierto que muchas veces encuentras más información en vídeos y páginas americana o extranjeras (sólo con deciros que me tragué un vídeo de casi 50 minutos en ruso o polaco, pero, ¡no sabes lo que aprendí!). Son una buena opción para ver todo tipo de opiniones…ten en cuenta, también, que siempre habrá valoraciones negativas para cualquier tipo de máquina, y que, todas las opiniones son subjetivas…intenta relativizarlas y enfocarlas a tu caso.

¡Pedazo testimonio os acabo de largar!, espero que os haya servido de algo para quien ya haya llegado hasta aquí y aún me siga leyendo! Te doy mi ENHORABUENA, jajajaja.

¡Espero enseñaros cosas muy pronto!

Anuncios

3 comentarios en “Con mi nueva tecnología

  1. Sonia dijo:

    Hola,

    aprovecho que ya ha pasado un tiempo para preguntarte por la máquina. ¿Qué tal te ha ido o te va?

    He tenido que devolver la Alfa Next 40 (comprada en junio 2013) porque ha empezado a dar problemas el motor. Estaba muy contenta con la alfa, y he tenido suerte que me pasara dentro del tiempo de garantía. Pero no quiero volver a tener el mismo problema.

    Estoy pensando en comprarme una y de momento la singer 7463 me parece la mejor opción calidad precio. Me da un poco de cosa que la potencia del motor sea menor de 70W.

    Gracias por tu opinión.

    Atentamente,

    Sonia

    • Hola Sonia,
      yo sigo contenta con ella. Ahora dispongo de menos tiempo y no la uso tanto, pero he cosido con ella polipiel, bajos de vaqueros, cremalleras y desde mi experiencia va muy bien.
      Con la única máquina con la que puedo comparar es con la de mi abuela que es la de pedal, y, para mi, no hay color. La que tengo ahora arrastra bien y es más fácil coser.
      Espero que la que compres sea buena opción porque no es fácil decidirse.
      un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s